¡ Viva Cristo Rey !

Tuyo es el Reino, Tuyo el Poder y la Gloria, por siempre Señor.
Cristo, Señor del Cielo y de la TIERRA, Rey de gobiernos y naciones

14 ene. 2014

EL INDIGENISMO I



¿QUÉ ES UNA “MUJER ORIGINARIA”?



Por Emilio Nazar Kasbo

Mucho se habla de la “mujer originaria”, como si existiese en América una “raza pura” sin mezcla alguna, y que además se encuentra desprovista de todo acceso a la dignidad humana y a los avances científicos del mundo. ¿Es esto una “mujer originaria”? El indigenismo está lleno de gente que no vive sin la actual tecnología, o que quiere vivir usando los avances tecnológicos... pura incoherencia. Cuidado: lo que se reivindica en realidad es una posición teológica, no una forma de vida ni una economía o lo sano de una cultura.

¿QUIÉN ES “MUJER ORIGINARIA”?
¿Qué es lo que reivindican quienes hablan de la “mujer originaria”? Ellos usan celulares, tienen acceso a vehículos y a toda la tecnología para difundir sus ideas en Internet ¿De qué reivindicación hablan, si con su ejemplo dicen otra cosa?
¿Creen que la “mujer originaria” es prácticamente un simio algo evolucionado que no usa indumentaria alguna y que en ese estado puede ser objeto de tantas violaciones como varones estén a su alrededor? ¿La “mujer originaria” es la ona, la yamán, la patagónica, la araucana, la diaguita, la toba o la guaraní, por sólo dar algunos ejemplos? ¿Son todas entonces? ¿Eran todas iguales?
Cuando llegaron los Jesuitas a las selvas del Chaco amazónico, encontraron a los guaraníes viviendo sin techo y en una tal promiscuidad que su propia raza estaba siendo degradada. Fueron los Jesuitas de San Ignacio de Loyola quienes trajeron el Evangelio a estas tierras, quienes dieron techo a aquellos que no lo tenían, y vistieron a los desnudos, logrando un progreso más espiritual que material, en que llegaron a competir con Europa en su cultura, economía y desarrollo.

AMÉRICA ES MESTIZA
Pero la naturaleza americana, en el aspecto de su identidad, es mestiza, tal como lo enseña el Dr. Alberto Caturelli. De modo que no puede hablarse de la “mujer originaria” sin hablar de su mestizaje, e incluso de sus más remotas raíces hispanolusitana con algunos negros africanos esclavos que introdujeron los portugueses e ingleses. Luego vino la inmigración, que trajo aparejado otro tipo de mestizaje, ya sea con italianos, griegos, pocos ingleses y alemanes, rusos, a fines del Siglo XIX impulsados por el sionismo los judíos, y a principios del S. XX los oprimidos por el régimen otomano, armenios y siriolibaneses. Finalmente ya a finales del Siglo XX y comienzos del Siglo XXI, se cuenta con la inmigración de países limítrofes y de Perú, junto con la inmigración del lejano oriente asiático y la actual de raza africana. Todos en Argentina han sido bien recibidos, y a la Argentina deben la hospitalidad y el respeto principal a su origen, raíz y esencia, que es la Fe Católica, el idioma castizo y el honor patriótico que este país hospedante ofrece a quien quiera pisar el suelo para convertirse en otro militante de Cristo Rey en la Iglesia Católica.
Fue Inglaterra la que cometió un gran genocidio al concretar masacres en masa para ganar territorios al colonizar (convertir en colonia, algo que la América Hispana jamás fue). Por eso en Estados Unidos solamente hay reducciones indígenas que son usadas además como marketing, y prácticamente no hay mestizos fruto de la mezcla entre británicos (que sí eran racistas) con aborígenes. Pero de eso no se habla. América Latina es mestiza, porque no hubo el tal genocidio que muchos acusan, mientras los prehispánicos involucraron un Imperio que aplastaba aniquilando a los anteriores en un juego de fuerzas.
Por eso, quienes hablan de la “mujer originaria” sólo pretenden reivindicar el paganismo prehispánico, una sociedad donde el mismo demonio reinaba en las relaciones sociales, que se convertían en antihumanas, y un repudio al Amor de Jesucristo que los misioneros trajeron. Lamentablemente, la “mujer originaria” hoy representa a una mujer carente de amor, convertida en un objeto en el marco de una sociedad no cristiana, y que incluso llegaban a ofrecer a sus propios hijos en sacrificio a los demonios a quienes ofrecían culto.
¿Se reivindica la dignidad de la mujer, con esa reivindicación a la “mujer originaria”? De ninguna manera. Lo que se reivindica es su sojuzgamiento, fruto de que no sea reconocida como hija de Dios, conforme el mensaje del Evangelio. Precisamente, esa reivindicación a la “mujer originaria” es la misma que pretenden las feministas. No podemos distinguir un feminismo bueno de uno malo, ni un feminismo atenuado de uno exacerbado o “ultrafeminismo”, ya que todo ese movimiento tiene un mismo fin: el tránsito de lo sutil a lo explícitamente satánico en odio a Dios en el marco de un aquelarre, porque se trata de una mujer desbocada que no sabe hacia dónde se dirige y que echa culpas a diestra y siniestra sin control alguno.

INCOHERENCIA
Mientras tanto, un grupo pretende juntar llaves para fundirlas y realizar una escultura de 10 metros de altura construyendo el “Monumento a la Mujer Originaria (MMO)”, para lo cual recorrerán las Provincias con su propaganda en favor de la indignidad de la mujer. Esa escultura está siendo construida en el denominado “galpón MMO” ubicado en el predio de la ex-ESMA (ex centro formativo de la Armada Argentina).
Vivimos en la Argentina del Siglo XXI. Sí, ya en las ciudades no hay abastecimiento de gas, de luz, y por tanto de agua, no hay servicios básicos… nos estamos acercando al modelo “originario” que pretenden estos grupos… Pero al parecer la gente no lo avala, sino que protesta ¿será que no quieren vivir como “originarios”?

Hablar de “mujer originaria” no es más que una forma de racismo que atenta contra aquellos mismos que sostienen esas ideas de modo indirecto, porque ninguno que reivindica a la “mujer originaria” vive como “mujer originaria”, y quienes viven como “mujer originaria” buscan salir de su situación al compararse con los demás ¿Qué están reivindicando?

Fuente;

2 comentarios:

Anónimo dijo...

http://lapuertaangosta.blogspot.com.ar/2008/03/el-muchacho-indio-que-fue-enterrado.html

Espada Católica dijo...

Gracias anónimo del 4-4-15 por su aporte.
Esa es una muestra más de la "maravillosa" cultura indigena que el lobby indigenista y anticristiano defiende y justifica.